domingo, 13 de mayo de 2012

_Fórmula 1. Pan y circo.

Hay que ser muy tonto para estar más de dos horas viendo pasar coches que dan la vuelta a un circuito. Hay que ser muy insolidario para apoyar un “evento”, un negocio, que se sustenta en el monopolio de un empresario, el fraude fiscal de los “deportistas” implicados, el fraude de los patrocinadores, de las escuderías, Ayuntamientos, Gobiernos y fábricas de tornillos y carburadores. Hay que ser muy tonto o mala persona para seguir cualquier temporada de la Fórmula 1. Pan y circo.

Coda. Yo también puedo ser un demagogo dominical.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hay que ser muy tonto para jugar a videojuegos. Hay que ser muy mala persona para leer un libro. Hay que ser lo peor de este mundo para ir al cine con la que está cayendo. Hay que ser muy insensible para irse de acampada, habiendo gente que pasa hambre. Hay que ser malo, pero malo de verdad, para tener un rato de ocio pagado con mi trabajo y el sudor de mi frente tal y como está la economía actual.

Y ni siquiera me gusta la F1, pero es que estoy del "pan y circo" hasta las narices. Yo protesto, voy a las manifestaciones, no voto PP/PSOE... y aún así tengo tiempo para disfrutar de mis gustos. Que una cosa no quita la otra, señores "tolerantes".

supersalvajuan dijo...

Y lo que queda.

Necronomicón.net dijo...

@Anónimo.

Muchas gracias por tu comentario.
¿Has leído la coda?

Solo era otro post irónico.